Una mera espectadora más

Poco a poco y con el paso del tiempo, te vas convirtiendo en una mera espectadora, que ve la vida pasar. Donde te sientes feliz viendo a los demás divirtiéndose y disfrutando de lo que tú no puedes hacer. Simplemente, te conformas con que se acuerden de ti, o de vez en cuando te pregunten cómo te encuentras. Pues no quieres molestar su felicidad. Cuando llegas a este punto, es porque has asumido que ya no eres la que eras, que ya no puedes hacer todas esas cosas, que ya no eres la protagonista de la historia y por eso deseas que los demás se diviertan, porque has asumido que tu momento ya ha terminado.

Entonces, es aquí, donde ves que el egoísmo ya no tiene cabida en tu nueva vida, no quieres preocupar a los demás con tus mil y un males, problemas… sino que lo único que quieres es no enturbiar la felicidad de los demás.

Publicado por Mayttet

Disfrutemos de la escritura.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Crea tu sitio web con WordPress.com
Comenzar
A %d blogueros les gusta esto: